Rialp Matxicots 82 km. Crónica

SÁBADO 17 DE SEPTIEMBRE

                                                    Perfil Rialp Matxicots Extrem

Son cerca de las 04:00 h de la mañana , el despertador debería sonar a esa hora, pero poco antes alguno de nosotros ya ha empezado a levantarse, pocos minutos después ya estamos todos levantados y con muchas ganas

Edgar, Mark, Cermeño y yo , ya estamos en pie, seguimos en la tónica del dia anterior, reirnos y pasarlo lo mejor posible. Bajamos a desayunar, el comedor del hotel poco a poco se va llenando de corredores de la Matxicots , tanto de la modalidad Xtrem  ( 82 km ) como la de Trail ( 52 km ).

Nuevamente pasamos un buen rato en el desayuno. Una vez terminado el desayuno subimos a la habitación a hacer los últimos preparativos antes de enfretarnos al monstruo de la Matxicots Xtrem de 82 km. Tenemos muchas ganas de que esto empiece , cada uno de nosotros ha entrenado lo que ha podido durante el verano, unos mas que otros, pero ahí estamos los 4 para intentar acabar esta durísima prueba.

Dejamos la habitación y acompañados de la oscuridad y un poco de frio nos dirigimos a la salida. Son cerca de las 05:15 h, pasamos el control de material, nos piden cortavientos y guantes, poco después entendimos el porqué.

Nos hacemos las fotos de rigor, hay que immortalitzar el momento de la salida, hace frio. Pocos minutos antes del inicio de la salida la organización nos obsequia con un pequeño espectaculo de fuegos artificiales, la verdad es que es muy bonito ademas de motivante.

                            Mark, Cermeño, Edgar y yo momentos antes de la salida
   

Ahora si! Son las 05:30 h de la mañana , se da la salida de la Matxicots Xtrem de 82 km , por delante muchísimos metros de desnivell positivo como negativo, tantos como 12500 metros acumulados y tan solo 22 horas para acabar, nuestro objetivo principal es acabar y sobretodo disfrutar.

Primeros metros transcurren por Rialp, sabemos que los primeros 22 kilómetros son un infierno, deberemos subir al pico mas alto de todo el Trail, Montsent de Pallars a 2858 metros ganando  mas de 2000 metros en positivo, pero todo ello tendremos que tomarlo con mucha calma…

Salimos de Rialp , una pequeña subida donde se producen los embudos normales de inicio de carrera hace que el ritmo sea muy muy lento, eso nos da igual , nosotros vamos a nuestro ritmo, no miramos al de delante, solo nos cuenta llegar al tiempo de corte y éste está en Coll de Triador en el km 16 aproximadamente.

Subir y subir, no hay opción, todo es subida . Después de muchas risas y tonterias llegamos al primer avituallamiento , en el kilómetro 8 aproximadamente , estamos en Seurí , el sol ya a aparecido, el frio también. Comemos y bebemos algo, todo amenizado con risas y buen rollo con los voluntarios del avituallamiento. Avituallamiento rápido y a seguir, tenemos que seguir subiendo…

                                                 Amaneciendo, kilómetro 8, Seurí

Atravesamos Seurí, un pueblo muy pequeño pero muy bonito, donde encontramos una fuerte subida empedrada. Se acabó, Seurí queda atras, los 4 subimos por una carretera, seguimos con nuestras risas y cochondeo, lo estamos pasando muy muy bien.

Ahora si toca subir fuerte, próxima parada Coll del Triador a mas de 2000 metros de altura. Empezamos a subir por una pista ancha para poco después convertirse en una fuerte subida por hierba y campo a través. Allí ya no hay árboles que nos tapen del frio ni el aire, hace falta ponerse cortavientos o algo para parar el frio, a mas altura ganada mas frio vamos a pasar. Pese a la dureza de la subida ,las risas continuan y en lugar de ir a menos todo lo contrario, van a mas , muy buen humor y muy buenas risas, la gente que va a nuestro alrededor nos miran de una manera un poco extraña, como si hubiéramos tomado algo indebido…

                                              Coll del Triador, al fondo, Montsent de Pallars
                                     

Por fin llegamos a Coll del Triador, kilómetro 16 aproximadamente, hemos superado nuestro primer corte horario, y aunque no vamos muy holgados de tiempo hemos superado el primer tramo duro de carrera con muy buena nota.

                                      Mark, Cermeño y Edgar en avituallamiento Coll del Triador

Hace mucho frio, el avituallamiento lo hacemos bastante rápido, la verdad es que no apetece estar allí parado mucho tiempo ya que el aire y el frio hace que sea muy molesto estra allí. Lo bueno de estar a mas de 2000 metros de altura  son las espectaculares vistas que nos dejan las montañas, el Parc Nacional de Aigüestortes asoma por allí y un poco mas cerca , cada vez mas cerca Montsent de Pallars…

Salimos en busca del punto mas alto de la Matxicots, Montsent de Pallars. Hace mucho mucho frio, incluso a momentos cae algo de nieve  acompañado de aire. La subida es muy fuerte , pero empieza uno de los momentos mas espectaculares jamas vividos en un Ultra trail, y es que en un ataque de mal de altura  uno de nosotros empezó a contar chistes en bucle y decir tonterias sin parar, fue algo histórico, algo impensable cuando empezamos, algo indescriptible en palabras, insólito para nosotros mismos y para la gente que subia esa fuerte subida, yo creo que no daban crédito a lo que escuchaban y lo que veian y es que había 4 tios subiendo la subida mas dura de todo el Utra trail y partiendose de risa, a voces  y carcajada limpia a casi 2800 metros de altura.

                                       Edgar, Mark y Cermeño des de Coll del Triador a Montsent

Mientras la gente sufría de lo lindo para subir parecía que esto no fuera con nosotros , parecíamos 4 borrachos de fiesta en lugar de 4 tipos sufriendo como el resto para poder subir uno de los picos mas duros de Catalunya. Sinceramente fue muy muy espectacular muy divertido , vaya buen rato que nos hiciste pasar…ERES GRANDE!

                                              Casi arriba en Montsent de Pallars

                               Edgar, Mark, Cermeño y yo hacia Montsent de Pallars

Una vez ya en lo mas alto empezaba una bajada, bajada con piedra suelta y en un primer tramo muy empinada, ademas de estar acompañada de aire frio y nieve. El frio empieza a congelarnos los dedos de las manos a algunos y de los pies a otros, aguantamos como podemos, nuestro siguiente objetivo es llegar lo mas enteros posible a Pas de la Mainera en el siguiente corte horario.

                                        Edgar y Mark en lo mas alto, a 2858 metros de altura

Montorroio nos espera, nos recibe con una fuerte subida y con nieve que cae del cielo, además del frio que ya se ha instalado en nuestros cuerpos. Subimos en busca del Montorroio , por fin y despues de mucho sufrimiento llegamos a lo mas alto,toca bajar en busca del kilkometro 27, Pas de la Maneira…

                                                       Mark y Cermeño
   
Bajada dura al principio, poco a poco la bajada se suaviza , aun así no deja de ser dura. Durante la bajada se siguen viendo paisages maravillosos, espectaculares e increïbles… y allí a lo lejos  está el ansiado control horario y ansiado avituallamiento. Después de una larga bajada de unos 4 kilometros  , después de casi 7 horas de carrera, después de subir 2800 metros en positivo y una buena paliza llegó nuestro merecido avituallamiento en  Pas de la Mainera , kilómetro 26,7.

                                            Mark y Edgar en busca de Pas de la Mainera

                                            Cermeño y yo hacia Pas de la Mainera

                                           Edgar, Cermeño y Mark en un sitio maravilloso

Hemos llegado al corte horario con suficiente tiempo para estar allí un rato pero sin dormirnos, aprovechamos para beber algo caliente y recuperarnos del frio que venimos arrastrando de Montsent de Pallars y Montorroio. Cada uno de nosotros aprovecha el tiempo para comer e hidratarse lo mejor posible. Mientras estuvimos allí vimos gente que se retiraba, gente que abandonaba , gente que ya tenia suficiente…

Salimos de Pas de la Mainera, sabemos que tenemos que empezar a subir en busca de nuestro siguiente objetivo que no es otro que llegar dentro del corte horario en Espot, para ello tenemos que subir 4 kilómetros durísimos para luego bajar otros tantos. La subida es dura muy dura, no hay camino, es campo a través, simplemente siguiendo las banderas que a puesto la organización con un poco de orden indicando la subida, pero ningún camino a seguir, simplemente a través de la hierba . Haciendo uso de nuestros bastones subimos y subimos, la subida es dura dura de verdad, cada uno de nosotros va a su ritmo, unos mas adelantados que otros pero tan solo distanciados por unos metros. Cada uno de nosotros intentando superar la dureza de este tramo a su manera, la verdad es que está resultando muy dura ya que también hay que sumarle el fuerte viento frio que sopla.

                                Durisima subida a Coll de Les Picardes, pero maravilloso paisaje

El final de la subida está próximo, el Coll de Les Picardes a mas de 2500 metros de altura nos da la bienvenida, hace mucho frio arriba y mucho aire pese a ser mas de la 13:00 de la tarde, eso hace que empecemos a bajar rápidamente en busca de Espot. Tan solo nos separan 4 kilómetros hasta allí, pero no son 4 kilómetros cualquiera ya que el principio de la bajada es exageradamente empinado y con mucha piedra suelta, es bastante complicado poder bajar por allí rápido y con seguridad así que cada uno de nosotros baja como puede , cada uno a su ritmo…  Algún corredor se ha quedado allí agazapado… ( Señor murciélago )

                                        Mark yo bajando des de Coll de les Picardes

                                       Edgar durante la bajada des de Coll de Les Picardes

Edgar, Mark y yo vamos un poco por delante de Cermeño que se a quedado un pelín mas atrasado. Descendemos en busca de Espot, nuevamente el descenso es durísimo. Vamos en busca de ganarle tiempo al corte horario aunque es verdad que durante toda la carrera hemos sufrido este percance, estar pendiente de si llego o no llego, pero eso también forma parte de la carrera y de la planificación de la misma . A lo lejos se ve Espot, estamos muy muy cerca y es justo allí cuando la naturaleza nos obsequia con un paisaje maraviloso, gracias a la lluvia y el sol que se mezclan ha salido el arco iris, la verdad una imagen espectacular.

                                        Camino a Espot, el Arco iris de fondo…IMPRESIONANTE!

                                        Regalo para los ojos, que barbaridad, que paisaje!!

Mark, Edgar y yo llegamos a Espot, hemos superado el corte horario, pocos minutos después aparece Cermeño, otra vez estamos juntos. Hemos llegado al kilómetro 34 de carrera, estamos a 2000 metros de altura y llevamos 9 horas y cuarto de carrera, el avituallamiento es merecido, aunque nuevamente no tenemos mucho tiempo para disfrutar de un buen descanso , así que comemos lo mas rápido posible y nos ponemos en marcha. A priori hasta el siguiente  corte horario es un poco mas asequible que lo hecho hasta ahora y es que a pesar de tener que subir una pequeña cuesta inicial luego practicamente todo es bajada hasta el kilómetro 53 en Barraca dels Caçadors.

Salimos de Espot, hemos estado allí unos 20 minutos ,así que tenemos fuerzas para seguir adelante. La temperatura a ascendido, por fin el sol nos acompaña y se está mucho mejor, incluso alguno de nosotros se permite el lujo de quedarse en manga corta.

Subimos una pequeña subida, que aunque sea pequeña no deja de ser dura, bastante dura. Una vez arriba ( Creu del Eixol) empezamos a descender, el terreno es muy muy bueno para poder trotar, así lo hacemos. El paisaje como durante todo el recorrido es increïble, maravilloso. Seguimos bajando, y entre risas y chistes se nos van pasando los kilómetros.

                                      Bajada des de Creu del Eixol dirección Caragué

                                       Gran paisaje de la Rialp Matxicots Extrem

Bajar , bajar y bajar, no queda otra, pronto llegaremos al siguiente avituallamiento, en Caregué ,pero antres hemos pasado por una pequeña Iglesia, Mare de Deu de Caregué. LLegamos a Caregué, Edgar, Mark y yo. Minutos mas tarde llega Cermeño. Hablamos del corte horario, que vamos muy justos y deberíamos apretar un poco para que no nos pille el toro. Cermeño nos dice que sigamos a nuestro ritmo que el irá al suyo, que está algo tocado de piernas y que prefiere ir a su ritmo. Así y sin malos rollos Edgar, Mark y yo seguimos adelante…

Caregué queda atrás, siguiente objetivo es llegar lo mas holgado de tiempo a Barraca dels Caçadors.Seguimos bajando al trote, lo que nos permiten las piernas , pronto llegaremos a Escàs, otro pequeño pueblo.Para llegar a Escàs deberemos descender al rio para empezar una subida que nos lleve al pueblo. Cruzamos el pueblo, la verdad es que hay poco ambiente aunque a la salida del pueblo algunas personas animan a nuestro paso.

Edgar, Mark y yo continuamos, ahora solo vamos tres aunque de tanto en tanto echamos la vista atrás en busca de Cermeño, a ver si logra venir. A estas alturas Edgar ya a decidido que se retirará en el siguiente control, no hay vuelta atrás , lo tiene mas que decidido, aunque lo hemos tratado de convencer muchísimas veces durante mucho tiempo es una decisión que ya tiene tomada y que no hay vuelta atrás, aún así seguimos quemando nuestros cartuchos y tratamos de que siga, pero su respuesta es siempre la misma… Por su parte Mark tiene los dedos de los pies hecho mixtos y en las bajadas está sufriendo muchísimo aunque en las subidas vuela.

Con este plan seguimos adelante, cada vez la Barraca dels caçadors está mas cerca, Rialp está a tocar. Último esfuerzo en bajada y llegamos a Barraca dels Caçadors, estamos allí, lo nuestro a costado, después de 13 horas y media en carrera y 54 kilómetros y con tan solo 33 minutos de margen con respecto al corte horario entramos en busca de comida y ropa limpia…

Solo tenemos 33 minutos para comer, cambiarnos de ropa ( la bolsa de vida está situada allí) y descansar un poco, así que sabiendo esto tenemos que darnos prisa, mucha prisa. Mark intenta hacerse un apaño en los dedos , a ver si con esparadrapo y vendas aguantan mejor, mientras tanto comemos y nos cambiamos lo mas rápido posible. Edgar ya está fuera de carrera, pero está allí ayudándonos y esperando a Cermeño.

Avituallamiento hecho, justo cuando Mark y yo vamos a salir del mismo entra el gran Cermeño por la puerta, sabe que va mal de tiempo, nos dice que continuemos que ahora saldrá. Por nuestra parte nos despedimos de Edgar y de Cermeño. Tenemos que seguir , hemos salido con tan solo 15′ de margen, sabemos que si no apretamos llegaremos muy muy justos al siguiente corte horario o quizás ni lleguemos , así que con esa idea en la cabeza Mark y yo salimos en busca de Gulleri kilómetro 70 y último corte horario.

Son las 19:15 h de la tarde, sabemos que pronto se hará de noche, así que intentamos ir lo mas rápido posible aprovechando el terreno favorable que nos encontramos al salir, trotando en las bajadas y en llanos. Cruzamos la carretera y pronto empezamos a subir, una subida que la hacemos muy muy bien, subimos bastante rápido. Empieza a oscurecer, pero todavía aguantamos sin frontales, es una vez llegados a Beraní en el kilómetro 60 donde después de comer algo en el avituallamiento encendemos nuestros frontales, ahora sí , se hace de noche , la ventura debe continuar…

Mark y yo estamos en el kilómetro 60, pensamos en Cermeño, habrá salido de Barraca dels Caçadors? Se habrá quedado con Edgar? Irá solo por la noche? Son preguntas que nos hacemos…

Salimos de Beraní, tocará subir, una subida por medio de un bosque oscuro alumbrado por nuestros frontales, la subida es dura, pero la hacemos muy muy bien, bastante rápida. Mark y yo a ratos vamos hablando, a ratos cada uno en sus pensamientos, pero objetivo común llegar a Rialp como finishers, cada vez queda menos…

Son las 21:44 de la noche , es temprano, aunque da la sensación de que es mucho mas tarde, será por el silencio del bosque o por la oscuridad o quizás sea el cansancio  .Llevamos 16 horas y cuarto de carrera cuando llegamos a lo mas alto, al avituallamiento que andábamos buscando, por fin se acaba la subida, estamos en el kilómetro 65, en Penyes d’Auló  a mas de 1800 metros de altura.

Allí rápidamente comemos y bebemos algo, tan solo queda bajar unos 5 kilómetros para llegar al último corte horario, vamos bien, bastante bien. La bajada es en forma de eses en medio del bosque. En aquella bajada a Mark y a mi nos dió un ataque de ” tontuna ” y empezamos nuevamente con las tonterias. Quizas sería el cansancio o las ganas de llegar, pero realmente fué otro rato divertido.

Bajamos y bajamos , Mark en las bajadas seguia sufriendo de los dedos de los pies, una verdadera penitencia, por mi parte y como ya es conocido en mi ,la noche hizo que me viniera un poco abajo, pero teniamos que continuar, y así lo hicimos…

Después de una bajada no muy dura pero si exigente dada las circumstancias de ambos llegamos a Roni, son poco mas de las 23:00 de la noche, el pueblo está vacio y solitario, exceptuando los maravillosos voluntariós que allí estaban esperando pacientes a los últimos corredores. Avituallamiento donde nos permitimos el privilegio de poder sentarnos durante unos 7-8 minutos a descansar y retomar fuerzas con una sopa calentita…

Nos informan que en un par de kilómetros está el último corte horario  y avituallamiento líquido,una vez pasado esto tan solo nos quedaran 12 kilómetros para meta. Con esta información en nuestra cabeza salimos en busca del último control horario y en busca de Rialp.

Bajada desde Roni por pista ancha hasta llegar a la carretera, la cruzamos, y allí al otro lado encontramos el último y definitivo control de paso. Ahora si tan ” solo ” nos quedan 12 kilómetros , una última subida y una última bajada y si todo va como hasta ahora seremos finishers de la Rialp Matxicots.

Encaramos la última subida hacia el pueblo abandonado de Sant Romà de Tavernoles , la subida a estas alturas es muy muy dura. La noche, el silencio y nuestros frontales son ahora nuestros acompañantes ya que des de hace ya un tiempo no hemos visto a nadie. Mark y yo vamos cada uno a lo nuestro, de tanto en tanto soltamos algún suspiro que indica que estamos cansados o bien alguna frase suelta para decirnos lo duro que está resultando esta cuesta. La noche ya se a cerrado por completo, ahora no hace frio, quizás sea porque vamos subiendo y sudamos la gota gorda. Las ganas de beber y de comer ya han desaparecido, en el último avituallamiento ni comimos ni bebimos quizás por las ansias de llegar pronto a Rialp o bien porque en nuestro estómago ya no cabía mas bebida ni comida.

Sant Romà estaba allí, por fin había acabado la última subida larga, ahora tan solo es ir restando kilómetros y esperar llegar a Rialp antes de las 02:30 h. El camino ahora es un pequeño sube y baja,Mark y yo intentamos visualizar a lo lejos Rialp, pero no lo encontramos, tratamos una y otra vez visualizarlo, pero no aparece. Pasan los kilómetros, pero muy poco a poco,se está haciendo realmente eterno…

Después de una pequeña bajada vemos algo de luz, estamos en Rodés, allí en un control de dorsal preguntamos cuanto queda, nos informan que unos 3-4 kilómetros aproximadamente, así que esto ya está casi hecho. Todo es bajada hasta Rialp , ya queda muy muy poco para cruzar la meta. La bajada definitiva hasta Rialp se hace larga y dura, Mark tiene los dedos trinchados y le cuesta bajar ,yo estoy cansado y tengo ganas de acabar.

Por fin un camino de pista ancha nos conduce a las afueras de Rialp, ahora ya tocamos suelo asfaltado, todo está en silencio, ni un alma en las calles, un pueblo solitario pero dos tios contentos y felices se funden en un abrazo sabiendo que en poco menos de 5′ estaremos cruzando la meta para ser finishers de la Matxicots Extrem.

Caminamos por un solitario Rialp, nuestra alegria hace que volvamos a decir alguna que otra tonteria. Caminamos y caminamos siguiendo las señales que nos conducen a meta, ahora si ! ya estamos encarando la última recta, en ese momento decidimos trotar, había que entrar corriendo y así lo hicimos. Al fondo de la calle principal vemos el arco de entrada, solitario, a oscuras, pero allí estamos nosotros para dar luz a nuestra entrada, a nuestra merecidísima entrada como finishers de esta edición de la Rialp Matxicots Extrem.

Nos fundimos nuevamente en un abrazo de alegria, es mas que merecido, hemos sufrido mucho para llegar al final.

                                   Finishers Rialp Matxicots Extrem 82km , 21 horas 12′
     

Finalmente Cermeño no pudo cumplir con el reto por tan solo 10′ en el último control horario del kiómetro 70, creo sinceramente que las bajadas lo han penalizado, pero estoy seguro que el próximo que hagas o hagamos lo acabarás seguro, porque habrás entrenado a tope esas bajadas. Edgar no acabó porque no quiso, el estómago le jugó una mala pasada durante muchísimas horas, pero por que no continuar sufriendo un poco mas? En el próximo te llevaremos obligado quieras o no! De todas maneras finishers o no todos JUNTOS sufrimos muchísimo las fuertes subidas, las interminables bajadas, el frio aire, la nieve  o los interminables y agónicos controles de paso.También JUNTOS hemos vivido momentos muy muy buenos e inolvidables ,como la subida al Montsant, el ” Señor Punset” camino a Caragué, los “SUSTUS” o el temido invierno ” Winter is coming” entre muchas y muchas cosas. Muchas gracias por hacerme disfrutar de esta manera, muchas gracias de verdad!

Un fin  de semana auténtico, espectacular e imborrable. Sinceramente un gran grupo de compañeros de trabajo que se convierten en amigos, realmente muchas risas y muy buenos ratos pasados des de viernes hasta el domingo incluyendo la carrera donde tendremos recuerdos imborrables de por vida. Muchas gracias por estos momentos vividos ha sido muy muy grande y no es GROMAAAAAAA EEEEEEH?

0 comentarios en “Rialp Matxicots 82 km. CrónicaAñade los tuyos →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *